A París con la suegra

No, no es el título de la nueva película de la National Lampoon con Chevy Chase y compañía, es que hoy voy a escribir uno de esos posts que hablan de la vida privada, que se supone que no le interesan a nadie, pero que luego son de los que más comentarios dejan ;).

Pues sí, ha venido mi suegra de México a pasar unos días con su hija y conmigo, y para celebrarlo compramos tres plazas en un vuelo barato hacia París, donde pasaremos los próximos cuatro días y tres noches. Salimos mañana a las 6h20 de la mañana (¡BRRRR!). A ver si os cuento algo cuando vuelva.

PD: Id calentando motores que en cuanto vuelva me pongo a revisar el Top 10 blog.

Conversando sobre filmaffinity

Voy a copiar aquí parte de una conversación que tuve durante la semana pasada con Luiyo a raíz de su post sobre Lo que el viento se llevó y la hago extensiva a quien quiera participar:

Es una buena práctica esto de seguir los consejos de FilmAffinity para ver películas clásicas. Hay demasiado que ver y por lo menos esa página de las recomendaciones es una buena guía, aunque sólo se base en los gustos de tus ocho “almas gemelas” y en las películas que ellos hayan visto… ese es uno de los problemas, a medida que tus almas gemelas varían (cosa que pasa a medida que ves y calificas pelis) aparecen y desaparecen pelis de la lista de recomendadas sin que te haya dado tiempo a verlas. Por eso la lista de “Quiero ver…” en mi blog es una selección cambiada de orden de esa lista.

A otra cosa, mariposa, respecto a Lo que el viento se llevó, una auténtica maravilla, aunque yo la viera ya hace algunos años en una laaaaaaarga sobremesa en Antena 3 (buff!). Lo mejor, los personajes, desde luego, los diálogos, y ese genial final…
Txapulín | Homepage | 11.10.2004 – 21:40


Pero partimos del hecho que si cambia un ‘alma gemela’ es porque la entrante es mejor que la saliente, entonces las recomendaciones serán más adecuadas ¿no?
Luiyo | Homepage | 12.10.2004 – 7:24


Ejem! Sí en la teoría y no en la práctica. Me explico: si partimos de la base que los algoritmos utilizado para buscar y encontrar tus almas gemelas, por un lado, y para elegir las películas según los gustos de tus almas gemelas, por otro, son perfectos, pues la respuesta es sí, pero no es así, puesto que ya pasa que ves algunas de las primeras películas “recomendadas” y no le pones 5 estrellas, ni cuatro, a veces ni tres. De hecho, la gracia de filmaffinity se basa en su “imperfección”, en saber si realmente le pondrás 5 estrellas a “El Padrino II”, película que he tenido en el primer puesto de recomendaciones durante muuucho tiempo.

Sigo…
Txapulín | Homepage | 13.10.2004 – 13:10


El otro problema es la “falta de universalidad”. Aunque ya está hecho para que tus almas gemelas hayan visto muchísimas más películas que tú, seguro que entre las ocho no habrán visto todas las películas, y eso es lo que hace que aparezcan y desaparezcan películas de los primeros puestos de las recomendaciones. Una posible solución? Quizá crear “almas gemelas tipo” o “universales”, no personas reales sino basadas en “tipología de gustos”… es una idea, aunque reconozco que perdería parte de la gracia…
Txapulín | Homepage | 13.10.2004 – 13:15


Yo creo que mis “almas gemelas”, desde que me di de alta y puntué unas 800 películas de golpe, no han variado mucho. Tengo a cinco o seis tipos desde entonces, y creo que las películas que ellos valoran, normalmente las valoro de forma parecida.

Ignoro totalmente en que algoritmos basan sus cálculos, pero creo que no van muy desencaminados.

Digamos que sus pelis de 8-10, tambien lo son para mi. Habrá más divergencia en las pelis normalitas, que uno le puede dar un 3 y otro un 6, pero eso es lógico. ¿no?
Luiyo | Homepage | 13.10.2004 – 14:40


Lo que pasa es que yo soy muy exigente y espero que si mis almas gemelas ponen 9 y 10 a una peli que me recomiendan, si yo le pongo un 7 o un 8, digo que me ha decepcionado, que es lo que me pasó con Desayuno con diamantes ;).

Sólo por curiosidad… cómo se llaman tus almas gemelas? Es que estoy seguro que son un reducido grupo los que han visto las 2000 o 3000 pelis que requiere ser “alma gemela” de alguien.
Txapulín | Homepage | 14.10.2004 – 19:42


No te entiendo, yo tengo almas gemelas desde que empecé a votar, no necesité tener muchos votos y sólo llevo a día de hoy unas 1200 pelis puntuadas.

Algunas de mis almas gemelas son cnn, JOSE, salix, jose luis o Padrino2603, y alguno de ellos tiene mas de tres mil votos, pero otros no.

Para ser alma gemela de alguien, basta con una alta coincidencia en las peliculas votadas, que no es dificil de conseguir, y luego que los votos se parezcan lo más posible.
Luiyo | Homepage | 14.10.2004 – 20:32


Ejem, tu respuesta me aclara cosas: cnn, JOSE, salix y Padrino2603 también son almas gemelas mías, curiosamente, los cuatro primeros. Mis otros cuatro son David, manumar, Miquelalenya (este es nuevo) y Altusken. Menos los dos últimos, todos han visto más de 3000 películas. Yo he calificado 915, por lo tanto es muy poco probable que yo sea alma gemela de alguien, ya que uno de los factores determinantes para ser alma gemela es que tiene que haber visto un alto porcentaje d elas películas de otro. cnn y yo, por ejemplo, coincidimos en haber visto 784 películas, que son un 85.68 % de las mías, pero apenas un 19.69 % de las sus 3982. Seguro que yo no aparezco entre sus almas gemelas, ya que al no haber visto un altísimo porcentaje de sus películas el algoritmo ha de suponer (y supone bien) que no tengo criterio para recomendarle nada.
Txapulín | Homepage | 15.10.2004 – 13:29


Si, evidentemente JOSE, salix y Padrino (a Altusken lo he tenido mucho tiempo tambien) tienen más probabilidades, pero eso es lógico ¿no?

También me parece evidente que el sea AG tuya, pero no tú de él.

Yo creo que tampoco puede hacerse mejor de otra forma. Tú votas 1.000 pelis (por ejemplo), quien mejor para recomendarte que el que ha visto 900 de ellas (independientemente de que haya visto otras 5.000 más). ¿no?
Luiyo | Homepage | 15.10.2004 – 15:09


Bueno, sí, la diferencia está clara, si ha visto 5000 pelis te podrá recomendar entre 4100 que tú no has visto, y si ha visto sólo 1000, igual que tú, pues sólo te podrá recomendar entre 100.

Por cierto, si no te molesta, pondré un post con esta conversación en mi blog, con las acreditaciones correspondientes, claro.
Txapulín | Homepage | 15.10.2004 – 20:44


No te preocupes
Luiyo | Homepage | 16.10.2004 – 14:20

Balseros


Hay un gran trabajo en este documental catalán sobre la emigración, en general, y en particular sobre los balseros cubanos que quieren ir a Estados Unidos. Nos presentan unos personajes que no están mal donde están, pero que tienen el sueño de explorar el mundo de las oportunidades que tienen unos quilómetros al norte. Unos podrán pasar y otros no, y de los que pasen, a unos les irá bien, a otros bien mal, y la mayoría irán tirando y sobreviviendo en un mundo diferente del lugar en que nacieron, pero también con dificultades. Un gran retrato de la humanidad.

Arac Attack


Una noche, en mitad de un viaje a Francia, puse la tele del hotel y empezaba esto. Yo sabía que era una especie de remake de esas pelis de serie B de los 50 con bichos gigantes y tal (que por cierto me encantan) y me esperaba una peli malísima con algun que otro efecto especial interesante. Pues los efectos no estaban mal, y la peli no era tan mala. El argumento no es muy allá: hay un accidente de un camión con carga radioactiva que afecta directamente a una casa de un poblado típico del centro rural de EEUU, donde curiosamente vive un hombre cuya afición son las arañas y tiene miles de ellas en terrarios. Las arañas mutan, se hacen gigantes e inteligentes y se comen a todos los que pasen por allí excepto al prota y a la novia. Hasta ahí lo que me esperaba. Lo bueno: la animación 3D y el humor. La animación de las arañas dista mucho de ser cutre, se nota un estudio o un asesoramiento científico en la variedad de especies de arañas, en el movimiento y las actitudes de los bichos que sorprende en esta clase de producciones. Y luego el tinte de parodia, no sólo de homenaje, que tiene toda la película le da unos toques de humor magníficos e inesperados, cosa que también se muestra en las actitudes y los sonidos de las inteligentes arañas frente a los tontos humanos, algo que me recordó gratamente a Gremlins. La vi en francés por cierto, no me enteré de mucho pero supongo que los diálogos no eran gran cosa.

Dias contados


Ganó todos los Goyas del 95 y yo no la había visto todavía… Pues me ha parecido tremenda, no tanto por la historia de amor, la aventura entre un etarra y una yonqui, circunstanciales vecinos (¡anda, como en Desayuno con diamantes!, y hasta ahí la coincidencia) en un edificio de un barrio chungo de Madrid, que es la trama principal de la peli, sino por las tramas circundantes y los geniales personajes y actuaciones que encarnan cada una de ellas. Por parte del etarra (inmenso Carmelo Gómez, como siempre), se nos muestra la organización de un par de atentados en Madrid, que acabarán siendo tres por el fracaso del primero y el consecuente desquite con un policía (la escena tiene una fuerza impresionante y es de lo mejor de la peli), pero no entramos en las motivaciones de los personajes, ni falta que hace. La yonqui (una crecidita Ruth Gabriel con respecto a la niña rizada de Barrio Sésamo), como ya imaginamos, hará cualquier cosa para obtener su dosis, y a su alrededor pululan un rosario de personajes muy bien conseguidos, empezando por Javier Bardem y Candela Peña, compañeros de viajes astrales, y siguiendo por el poli (Karra Elejalde), el camello y demás chusma. Muy bien contada, con ritmo, buena música, fotografía, …, estamos antes una de las mejores pelis españolas de los 90.

Good Bye Lenin


En la Alemania Oriental de finales de los 80 la madre del protagonista, una comunista convencida, entra en coma durante el tiempo justo para no enterarse de nada de la caída del muro y de la unificación alemana. Cuando vuelve en sí, sus hijos harán lo posible para que siga en la inopia. La película es de esas comedias desencantadas tipo El hijo de la novia, que hacen que a la vez que una tierna sonrisa quiera asomar una lágrima. El argumento puede parecer de lo más ridículo, pero permite (aparte de algunos gags igualmente ridículos y por ello graciosos) adentrarnos en unos personajes que no son meros estereotipos y nos muestran una profundidad y una sinceridad conmovedoras.

Desayuno con diamantes


Para ser una de las pelis altamente recomendadas en filmaffinity, esta (dicen que de las mejores) comedia de Blake Edwards me ha decepcionado (y ya van varias, lo que no le quita el mérito para nada a la web en sí). El problema es que no me la creo, vamos, básicamente no me creo a los dos protagonistas (Audrey Hepburn y George Peppard, sí, el Aníbal del Equipo A) ni la relación que llevan desde los primeros momentos de la peli. Se trata de dos vecinos que viven solos y se acaban de conocer y asistiremos a la evolución de la relación hasta ese final feliz que todos esperamos. Quizá alguien me dirá que es una de las mejores pelis que tratan el tema ese de la “tensión sexual no resuelta”, pero lo siento, porque a mí me ponen histéricos, porque desde el primer segundo la confianza mútua es total (cada uno entra en casa de otro como si el concepto de intimidad no existiera, y lo peor es que el “invadido” ni siquiera se sorprende) y uno se pasa la película preguntándose ¿por qué ni siquiera se tocan? Por lo demás, está muy bien, especialmente algunas escenas memorables (el paseo que incluye la entrada en Tiffany’s y el robo de las máscaras) y lo graciosos que son los personajes secundarios (impagable Mickey Rooney haciendo del tercer vecino, un japonés un tanto cascarrabias). Por cierto, fantástica música.

Poniéndome al día de pelis

Hoy, unos cuantos posts que ya tengo preparados y que os debo desde hace más de un mes, que hay un montón de pelis que he visto y no he comentado, así que ahí van algunas.

PD: No creáis que es que no tengo trabajo. Sólo que he pillado una buena gripe y estoy “de baja” en casa, así que a escribir se ha dicho…

PD2: He decidido poner un post para cada peli, así las podéis comentar por separado.