Cha cha chá

Venimos de clases de bailes de salón.

Sí, no se rían tanto. No estoy en contra de ir, la verdad, y una vez allí hasta me lo he pasado bien y la clase se me ha hecho corta, pero soy un vago para salir de casa un miércoles a las 8h20 de la noche. A ver si la semana que viene sigo con ganas. De todos modos es una buena idea para empezar a socializar con los ingleses (éramos unas quince parejas, no está mal). Y ahora, a practicar…

Un, dos, cha cha chá…

… un, dos, cha cha chá…

5 opiniones en “Cha cha chá”

  1. :O

    Lo que hace el amor.
    El poder de Estela es inconmensurable.
    Dios existe (tenía que decirlo XD )

    PD. Lástima que no ha querido apuntarse a danza del vientre, habría sido muy divertido verte con velo…

  2. ¡Habla con Luiyo! A ver si le convences, porque yo estoy deseando apuntarme a bailes de salón, pero ¡no me voy a ir yo sola!

    Y mi enhorabuena a Estela, ¡eso sí que es poder de convicción!

  3. Que envidia, que envidia!! Yo ya paso, no viste la cara de mala leche que se le puso a Pete cuando se lo pregunte por millonesima vez!! Y es que no hay nada como tener un marido soso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *